domingo, 22 de mayo de 2016

Tengo algo que decir al respecto

Fotografía: Daniel Efe Restrepo 

Te necesito. Apelo horas a favor de tu cariño. Araño memorias con un plumón café que destila obsesiones sobre una hoja rayada. Conservo tus besos últimos como si fueran los primeros. La música me sabe a ti, los libros también. Las revistas, las fotografías, las cervezas, tienen ingredientes irreductiblemente tuyos. Los lápices 2B y los borradores de nata se hicieron para ti. Los clásicos conversan con los contemporáneos a través de tus ojos y tu sonrisa. Un farolito no es solo una canción...  Un pavo real es mucho más que un ave. Posan para ti las mariposas. Le das color a una silueta nocturna. Siempre vas de pie en el Metro y junto a una ventana para oler la ciudad. No tomas café. Estás en onda naturista. No comes de noche y duermes cuatro horas, tiempo que te alcanza hasta para soñar. Usas pantalones de paño y camisas con mancornas, y doblas los puños cuando vas a pintar. Jamás te ensucias más allá de lo necesario. Todo en ti parece tan preciso como tu diálogo. A veces juro tener que sacar tus palabras con ganzúa. Lo único insaciable es tu mirada. Creo que disfrutas más verme que tenerme. En el lienzo olvido los años y una pose provocativa me delata. Lo demás te resulta soso, insulso. Y es en mi simpleza que te agrado. Nada de drama. Nada de imprevistos. Cero movimientos impredecibles. Pero tengo algo que decir al respecto: tú me hiciste así. Posar no es divertido para otros ojos. El instituto es aburrido comparado contigo. Y sí, me conformo. Sé cuál es nuestra línea y no voy a pasarla, no voy a pedirte un amanecer o una noche entre tus brazos, seré tu modelo, con suerte tu musa hasta que decidas buscar otro cuerpo para recrear el infinito.     

No hay comentarios: