martes, 5 de julio de 2011

¿Vidas miserables o seres sin imaginación?



El dolor... oh sí, el dolor y el sufrimiento parecen haber invadido el globo terráqueo a manera de colonización. Hoy en día, no hay noticiero sin muertos ni tragedias y al estar informados estamos de alguna forma contaminados. El miedo es el rey del siglo. El 2012 se hace cada vez más próximo y a ratos pienso que hace rato nos quedamos estancados en ese año por algún error matemático o una imprecisión astrológica. ¿El terremoto de Japón pudo ser un evento apocalíptico? Quién sabe... las creencias están más devaluadas que el dólar pero sí algo no ha podido fundir la globalización son las tradiciones.

"Donde fueres haz lo que viereis" ha sido la consigna del comercio y de la supervivencia en "el extranjero" desde nuestros comienzos. De modo que los viajeros prueban la comida, la vida y las mujeres de tierras extrañas para enamorarse del cambio o recordar cuánto extrañan su hogar. Mientras hay personas con dos o tres ciudadanías que viajan por el mundo con un maletín o morral al hombro, hay millones de seres que no conocen ni siquiera el mar. El abismo entre la pobreza y la riqueza se parece a un rascacielos sin ascensor ni escaleras.

Recuerdo entonces la pirámide motivacional de Maslow y creo que la administración se basó en la esclavitud sin darse cuenta. ¿Qué porcentaje de la humanidad está en la cima de la pirámide? ¿Quiénes logran la autorealización? ¿Está el sistema facultado para dar las suficientes oportunidades a los individuos de modo tal que al menos los peldaños uno y dos estén satisfechos? No sé.Pocas. No. No.

Concepto de jerarquía de necesidades de Maslow
Muestra una serie de necesidades que atañen a todo individuo y que se encuentran organizadas de forma estructural (como una pirámide), de acuerdo a una determinación biológica causada por la constitución genética del individuo. En la parte más baja de la estructura se ubican las necesidades más prioritarias y en la superior las de menos prioridad.

Así pues, dentro de esta estructura, al ser satisfechas las necesidades de determinado nivel, el individuo no se torna apático sino que más bien encuentra en las necesidades del siguiente nivel su meta próxima de satisfacción. Aquí subyace la falla de la teoría, ya que el ser humano siempre quiere más y esto está dentro de su naturaleza. Cuando un hombre sufre de hambre lo más normal es que tome riesgos muy grandes para obtener alimento, una vez que ha conseguido alimentarse y sabe que no morirá de hambre se preocupará por estar a salvo, al sentirse seguro querrá encontrar un amor, etc.

La Jerarquía de Maslow plantea que las personas se sentirán más motivadas por lo que buscan que por lo que ya tienen.

El comportamiento humano pude tener más de una motivación. El comportamiento motivado es una especie de canal que puede ayudar a satisfacer muchas necesidades aisladas simultáneamente.

Ningún comportamiento es casual, sino motivado; es decir, esta orientado hacia objetivos.

Sus limitaciones tienen que ver con que no ha sido verificado por completo. Las investigaciones no apoyan la presencia de cinco niveles únicos, ni la progresión de un nivel a otro.


Quizás Maslow tenía razón en cuanto a nuestra motivación: estamos más motivadas por lo que buscamos que por lo que ya tenemos. Esto sería una teoría de insatisfacción o algo parecido pero no siempre es así. No todos los individuos persiguen la autorealización, la mayoría sólo buscan tranquilidad y algunos se obsesionan es con la idea de felicidad.
La pirámide, por supuesto, es imaginaria. Un estudiante puede pasar dificultades en términos de seguridad o de base 1 pero sentirse realizado por estar capacitándose en lo que le gusta.

Ahora bien, sí existen vidas de mucho sufrimiento. Continentes como África que no ofrecen mucho a las vidas que no pueden salir de allí. Tribus enteras a merced del sol y el hambre. Niños con desnutrición y enfermedades. No sé qué podría hacer la imaginación allí. La ilusa miserable soy yo. Con hambre no hay imaginación.

No hay comentarios: