viernes, 29 de febrero de 2008

Ahora de Piedad Bonnett

Ahora
Me has enseñado a respirar
Juan Gelman
Porque ahora paso mi mano sobre el envés de las hojas y sé leer su alfabeto y cierro los ojos y oigo correr un río y es tu voz que despierta porque mi cuerpo comienza ahora en ti y acaba más allá de la lluvia donde alcanzan tus brazos y el miedo acuartelado no vigila y sé llamar las cosas de modo que éstas salten se desnuden y todo sea reciente para mis ojos que aman en tus ojos porque en mi llanto crecen blandas plantas carnívoras y mi sangre palpita como una iguana abierta porque ahora mi cuerpo recupera sus partes nuevas que derrota el verano porque me has enseñado a respirar

jueves, 28 de febrero de 2008

De Cortazar...

" Manual de instrucciones Instrucciones para llorar Instrucciones para llorar. Dejando de lado los motivos, atengámonos a la manera correcta de llorar, entendiendo por esto un llanto que no ingrese en el escándalo, ni que insulte a la sonrisa con su paralela y torpe semejanza. El llanto medio u ordinario consiste en una contracción general del rostro y un sonido espasmódico acompañado de lágrimas y mocos, estos últimos al final, pues el llanto se acaba en el momento en que uno se suena enérgicamente. Para llorar, dirija la imaginación hacia usted mismo, y si esto le resulta imposible por haber contraído el hábito de creer en el mundo exterior, piense en un pato cubierto de hormigas o en esos golfos del estrecho de Magallanes en los que no entra nadie, nunca. Llegado el llanto, se tapará con decoro el rostro usando ambas manos con la palma hacia adentro. Los niños llorarán con la manga del saco contra la cara, y de preferencia en un rincón del cuarto. Duración media del llanto, tres minutos. ¨
---------------
Soy de la que llora rascandose los ojos, sintiendo demasiado los motivos, con poca o nula capacidad de contener el llanto frente a emociones que me asaltan. Soy incapaz de pensar en el llanto como con un manual y hacerlo como si fuera una instrucción. Cuando lloro, lloro y al final agradezco cada lágrima por lo que en ella salió de lo que yo no pude decir o dije erróneamente. Con mi llanto cambia tanto la percepción de las cosas, si antes llovía me parece por un instante que soy el centro del mundo, mi mundo por supuesto, y el cielo acompaña mi llanto. Y luego soy como la espuma que se rebosa y termina en agua clara o turbia según el día y lo dispuesto que este mi discernimiento para procesar preguntas o hacer transformaciones.
Hoy lloré, el motivo si importa, pero sólo a quienes hacemos parte de él. Y bueno, ni las lágrimas son todas iguales, quizás todas sean saladas pero cada una tiene su estilo.
"Si quieres obtener el máximo beneficio de cualquier situación, tienes que estar totalmente comprometido. Esto te dará la llave: Bodhidharma se iluminó en la India y buscó un discípulo, pero no pudo hallar ninguno. Entonces tuvo que ir a China... El tenía la llave. Estaba envejeciendo y no podía encontrar un sucesor adecuado... Durante nueve años esperó en una cueva, solamente esperó... mirando la pared. Estaba creando una gran fuerza magnética. Estaba intentando llamar a aquél que sería capaz de seguir adelante con su tradición. Y había dicho: `Cuando llegue la persona adecuada, sólo entonces la enfrentaré. De no ser así, continuaré mirando mi pared`. Entonces, un día llegó la persona adecuada. Se paró detrás de él... Este hombre, que había llegado, no dijo nada. Sólo esperó, esperó pacientemente... y se encontraron dos silencios. Y luego, al día siguiente, temprano por la mañana, el recién llegado cortó de raíz una de sus manos, se la presentó a Bodhidharma y dijo: `Vuélvete hacia mí o lo próximo que cortaré será mi cabeza!` Bodhidharma se volvió inmediatamente. Tenía que volverse. Durante nueve años no había mirado a nadie. Dijo: `Entonces, has venido... porque un discípulo es sólo aquel que está dispuesto a entregar su cabeza. Estos son relatos simbólicos. La mano significa: `Te doy mi acción a ti, úsame`. La mano significa: `Estoy listo para convertirme en tu mensajero. Llevaré cualquier cosa que desees llevar. Me darás cualquier cosa que hayas venido a darme`. La mano sencillamente significa: `Mi acción, a partir de este momento, es tuya. No seré un hacedor por mi propia cuenta. Ahora solamente haré lo que tú me digas. Esta es mi mano`. No se trata de que haya realmente cortado su mano de raíz. Eso habría sido estúpido. Y luego dijo: `Vuélvete hacia mí o cortaré mi cabeza!... ésto es entrega. Bodhidharma se volvió, miró al interior de los ojos de este hombre, y la clave fue transferida. No se habló una sola palabra, no era necesario. Se convirtió en el sucesor. El Zen ha permanecido como una tradición viva. " La Sabiduría de las Arenas Vol. 2, pp. 148-150

martes, 26 de febrero de 2008

¨Tu tienes lo que busco...¨

¨ Tu tienes lo que busco, lo que deseo, lo que amo, tú lo tienes. El puño de mi corazón está golpeando, llamando. Te agradezco a los cuentos, doy gracias a tu madre y a tu padre, y a la muerte que no te ha visto. Te agradezco al aire. Eres esbelta como el trigo, frágil como la línea de tu cuerpo. Nunca he amado a mujer delgada pero tu has enamorado mis manos, ataste mi deseo, cogiste mis ojos como dos peces. Por eso estoy a tu puerta, esperando. ¨ Jaime Sabines
Ahora lo mio: ¿Dónde quedaron estos poetas, estos hombres mágicos que saben desnudar el alma de una mujer en una mirada? ¿Dónde quedaron los hombres que te levantan la ceja y sus ojos parecen dibujar preguntas? ¿En qué fallamos nosotras mujeres en este lindo trabajo de hacer el amor y dejar que ellos hagan lo suyo, que seduzcan a la vez que nosotros nos dejamos seducir? Ahora resulta que nosotros vamos tras ellos y ellos corren de nosotros como si fueramos un virus incomprensible.
Mi abuela dice que las parejas de antes se complementaban y por eso duraban, que las de ahora competimos y por eso no nos sorpotamos y frente al mínimo problema: solución = divorcio. Siento que en parte tiene razón, creo que el capitalismo inundó hasta nuestros corazones, que ahora nos ponemos exigentes y no nos comprometemos hasta que tenemos todo lo que el afuera juzga ¨apropiado¨y nos olvidamos de cultivar lo grande, lo duradero, aquello que va más allá de la figura, la belleza y el tiempo. Es así como ahora hombres y mujeres trabajamos afuera sin ver el símbolo de lo que eso representa para nuestro trabajo interior. Llegamos a casa y no miramos al otro. No nos miramos siquiera al espejo. A ratos parecemos robot inmersos en nuestros hábitos y de el amor, hacemos un hábito más cuando debería ser un deleite único.
En fin, son mis reflexiones de un día común. No tengo la menor idea de quien frecuenta este blog, si alguien realmente lo hace. Pero comparto inquietud, tal vez dos cambiemos hoy.

lunes, 11 de febrero de 2008

Breves Poemas de Pando

Hoy quiero compartirles Breves Poemas de Pando
¨La nariz es el tercer ojo.¨
--------------
¨La luna es medio tonta: cree que la tierra está en el cielo.¨
--------------
En el amor ganar es lo de menos. Perderse, esa es la batalla.
----------------
Mujer,
como quieres que tomen tu corazón
si lo que estás ofreciendo
es tu cuerpo.